Inicio Trainer ¡Nunca es tarde para empezar!

¡Nunca es tarde para empezar!

Adquirir hábitos de vida saludable está de moda. Muchos empezaron desde pequeños, pero ahora hay una clara corriente de personas de todas las edades que quieren unirse rompiendo con su sedentarismo y mejorando su alimentación. ¡Nunca es tarde!

Sistema ABE®.

En las cadenas de televisión han proliferado en programas en distintos formatos (competiciones, realities, concursos, divulgativos, deportivos…) que tienen como hilo argumental la adopción de hábitos de vida saludables. En ellos hemos visto a personas de diversas condiciones físicas que se lanzan en manos de profesionales que les inician en el camino de la actividad física, la alimentación saludable, el necesario descanso, etc.

Es de agradecer este tipo de iniciativas que, con más o menos sensacionalismo (al fin y al cabo, es TV), acercan a la población unos mensajes claros que, viéndolos aplicados a terceros, hacen plantearse a muchos dar el salto, salir de su inercia y ponerse como objetivo ese necesario cambio hacia la vida saludable (a partir de la cual disfrutaremos mucho más del resto de aspectos de nuestra existencia).

Dos son los mensajes que prevalecen normalmente en todos estos programas: huir de las dietas (hay que adoptar hábitos de alimentación saludable permanentes, adaptados a los gustos individuales para que sean sostenibles en el tiempo); y realizar actividad física moderada, ya sea en gimnasios, en casa, al aire libre…, también como parte de nuestra rutina de vida diaria. Y siempre, aplicar el sentido común, tener paciencia, y dejarse asesorar por profesionales.

Hacia el cambio integral

Sistema ABE®, la clase colectiva de bajo impacto y alto entrenamiento dirigida a todo tipo de personas, ha sido una de las opciones que alguna cadena ha utilizado para iniciar en la actividad física a los participantes en sus programas. Ha habido muchas otras, pero las características de ABE® se adaptan perfectamente a aquellas personas que requieren cuidar especialmente sus articulaciones (sobrepeso, falta de entrenamiento,…), que necesitan movilizar su cuerpo de manera integral, y que buscan facilidad y altas dosis de diversión.

Lo que, en definitiva, hemos podido ver en cualquiera de esos programas, es que el ejercicio en personas sedentarias permite tonificar, ganar en agilidad, fuerza, equilibrio y mejorar cardiovascularmente en poco tiempo. Y que si lo acompañamos de una alimentación equilibrada y más natural, se comprueba que mantener un peso saludable atacando el colesterol, la diabetes y la hipertensión está al alcance de toda la población.

Esperemos que este tipo de programas, liderados por profesionales de prestigio, no sean una moda solo para las épocas de buen tiempo, sino que se mantengan durante el año y ayuden a “poner aún más de moda” los hábitos de vida saludables. Porque no queremos que sea una moda, una promesa temporal o un objetivo de vuelta del verano, sino un cambio estructural en nuestro día a día.

Existen muchas opciones para ejercitarse, cada uno debe buscar las suyas, las que más le gusten y más fácil puedan practicar, pero empecemos ya… ¡nunca es tarde!

 

 

Escribe un comentario